Publicado el 22/09/2021 Categoría: actualidad, destacada, listado, noticias, principal

Industria impulsa un centro experimental de proyectos tecnológicos y prototipos en el Pctcan.


La actuación supone una inversión cercana a los 13 millones, tendrá hangares y dispondrá de talleres con acceso rodado


Centro Experimental de Proyectos Tecnológicos y Prototipos (PCTCAN)

 

El Gobierno de Cantabria ya tiene encima de la mesa el próximo gran proyecto que abordará en el Parque Científico y Tecnológico (Pctcan), situado en Santander. La Consejería de Industria ha puesto en marcha los trámites para levantar en el recinto un centro para el desarrollo experimental de proyectos tecnológicos y prototipos.

 

Esta infraestructura supondrá una inversión aproximada de 13 millones de euros y se va a desarrollar en tres parcelas del Parque que suman 5.865 metros cuadrados, ubicadas junto al Instituto de Biomedicina y Biotecnología de Cantabria (Ibbtec). Consultado por este periódico, el titular de Industria, Francisco Javier López Marcano, apunta que se están estudiando posibles vías de financiación a través de otras administraciones o recursos.

 

En su opinión, este equipamiento ofrecerá «un espacio único en España» y de «extraordinario valor a nivel europeo» para promover el desarrollo de proyectos de innovación tecnológica, individuales o colaborativos, que dispongan de financiación o contratos con terceros para su desarrollo.

 

FINANCIACIÓN

 

La sociedad gestora del Pctcan, dirigida por Raúl Huerta, dispone ya de un anteproyecto y se prepara para iniciar la elaboración de los pliegos para sacar a licitación la redacción del proyecto básico y de ejecución, para posteriormente proceder a la solicitud de las correspondientes licencias municipales al Ayuntamiento de Santander.

 

El planteamiento gira en torno a que las empresas puedan disponer de hangares para el desarrollo de prototipos, con acceso rodado para camiones, puente-grúa y equipos auxiliares, talleres de ensayos, salas de experimentación, laboratorios, aulas, seminarios, almacenes y oficinas, en régimen de alquiler y tiempo determinado para el desarrollo del proyecto presentado.

 

Será un espacio abierto también para dar cabida a entes y organizaciones público-privadas académicas y de investigación, mediante la puesta a su disposición de una infraestructura estratégica y de servicios auxiliares en unas condiciones de acceso favorables para el inicio de cualquier iniciativa de innovación.

 

En cuanto a las características propias del proyecto, el centro contará con una superficie construida de 12.273 metros cuadrados repartidos en dos edificios aislados. Ambos contarán con plantas soterradas destinadas a garaje, zonas verdes en el exterior y accesos adaptados a personas con movilidad reducida.

 

El edificio de los hangares tendrá 7.802 m2 de superficie útil, de los que 2.189 se destinarán a talleres, 301 m2 a aulas, 323 m2 para sala de exposiciones, 338 m2 para almacenes, 986 m2 para actividades al aire libre y 2.480 m2 de garaje.

 

Este inmueble contará con seis grandes espacios de doble altura destinados a talleres, con acceso desde el vial y un espacio libre para funcionar como muelle de carga y descarga, y servirá para promover la prueba de prototipos para simular su funcionamiento y apariencia y corregir posibles situaciones antes de su ensamblaje final.

 

FUNCIONAMIENTO

 

El segundo edificio del centro de experimentación contará con 4.254 m2 distribuidos en cinco plantas, de los que 1.495 se destinarán a talleres y oficinas vinculadas a éstos. Estará dotado de almacenes de mediana superficie, espacios para talleres que podrían ser compartidos o compartimentados para uso privado, salas para presentaciones y la cubierta del edificio será transitable para utilizarse como un espacio abierto para la experimentación al aire libre.

 

En relación a los beneficios que el proyecto traerá al Pctcan, Marcano subraya que este centro vendrá a cubrir una carencia que existe en España de espacios destinados a funcionar en la forma de un coworking pero con los medios para la fabricación y manufactura de prototipos de diseño propio, lo que le convertirá en «polo tractor» y «nos permitirá atraer y promover la capacidad de innovación tecnológica público-privada de Cantabria y su internacionalización a través de proyectos colaborativos», manifiesta.

 

No sólo eso. «Queremos promocionar la experimentación tecnológica y el desarrollo de prototipos facilitando a las empresas espacios dotados con las instalaciones y equipamientos de un centro de investigación, para que centren sus esfuerzos desde el minuto cero en el desarrollo experimental de su proyecto tecnológico, ejecutando las fases experimentales de validación y demostración dentro del nivel de madurez tecnológica de los proyectos en entornos de simulación», explica.

 

El consejero va más allá y señala que esta singular incubadora generará en el Pctcan un ecosistema para fomentar iniciativas tecnológicas y retener y atraer capital humano y empresarial centrado en la innovación y la tecnología, así como el fomento de proyectos emprendedores o spin off.

 

MIRANDO AL FUTURO

 

Desde la Sociedad Gestora del Pctcan se va a iniciar la redacción de un Plan Director para la gestión de la infraestructura. El documento recogerá las bases para facilitar el acceso a espacios físicos debidamente diseñados y equipados para el desarrollo de actividades de pilotaje y prototipado en el ámbito de proyectos de innovación cuyo nivel de madurez tecnológica, TRL (Technology Readiness Levels), se encuentre entre cinco (Large Scale Prototype) y siete (Demostration System).

 

En el documento se incluirán las líneas de innovación tecnológica que se impulsarán a nivel europeo en los próximos años, teniendo en cuenta la composición sectorial de la actual innovación tecnológica que se está realizando en Cantabria, y abriendo al análisis de posibles sinergias y estrategias de colaboración. En esta línea, el Plan Director definirá el programa de actividades y catálogo de servicios del centro, identificará la dotación de equipamiento y servicios auxiliares para el adecuado desarrollo de los proyectos a albergar en el centro, así como de actividades transversales ligadas a la innovación tecnológica.

 

Mientras tanto, el Parque sigue sumando infraestructuras. Como ejemplo, el nuevo edificio Bisalia, cuyas obras terminarán este próximo otoño y las empresas que alojará podrán comenzar su actividad en el primer trimestre de 2022.

 

Con una inversión total de 8,3 millones de euros, la Consejería de Industria pretende concentrar en este centro varias empresas de perfil tecnológico en un ambiente donde se faciliten sinergias y colaboración.

 

El Bisalia estará destinado a alojar a actividades empresariales de diversos usos con un aspecto unitario y zonas comunes compartidas, a la manera del edificio de la parcela vecina, el edificio Salia, con el que comparte la zona exterior de planta bajo rasante. Las empresas podrán instalarse por medio de un alquiler, alquiler con opción a compra o venta.

 

El inmueble tiene una estructura central de hormigón donde se sitúan escaleras, ascensores y zonas de servicios. Circundante a este núcleo resulta una planta diáfana, sin pilares ni conducciones, con posibilidad de dividir en dos, tres o hasta diez oficinas con acceso independiente. Consta de cinco plantas sobre rasante (baja, primera, segunda, tercera y cuarta) y una planta de sótano, con una superficie total construida de 4.990 metros cuadrados y útil destinada a oficinas de 3.850 metros cuadrados.

 

El Ejecutivo completa así la puesta en marcha de nuevos espacios para compañías y emprendedores. De la mano del nuevo Plan Director, los gestores del Parque pretenden conocer de primera mano las necesidades e inquietudes de las firmas que ocupan el recinto para dar respuesta a sus demandas.

 

 

Fuente:

Lastra, J. (17 de septiembre de 2021). “Industria impulsa un centro experimental de proyectos tecnológicos y prototipos en el Pctcan”. DIARIO MONTAÑES. https://www.eldiariomontanes.es/economia/industria-impulsa-centro-20210919184801-ntvo.html